Sobre Ruedas 90 - 2016 - page 21

La entrevista
Acaba de regresar de su cuarto Dakar y
le pedimos que nos conceda la entrevista.
Haciendo gala de su habitual simpatía
y generosidad, en dos días se planta en
el Institut Guttmann para charlar un
rato y, de paso, visitar a los pacientes y
profesionales que trabajan en la casa.
En parte, su casa. Albert viene muy a
menudo a visitar a los pacientes ingresa-
dos, a hacer charlas de motivación. En
definitiva, a contagiarles de ese espíritu
de superación, esa actitud vital que es
su gran rasgo diferencial.
Cuéntanos cómo ha sido este último
Dakar, esta aventura magnífica en el
desierto, pero al mismo tiempo tan dura.
Ha sido una experiencia extraordinaria.
Por lo inesperado, porque tan sólo un
mes antes no contaba con participar;
no tenía coche hasta que recibí una lla-
mada el día 1 de noviembre del equipo
Bonver para debutar en la categoría de
camiones con una bestia de 920 CV y
8.600 kg de peso. Nunca había compe-
tido con camiones y la verdad es que he
descubierto que el compañerismo que se
respira en esta categoría es único. Es
duro, muy duro, jornadas larguísimas de
50 grados, vivac por la noche y vuelta
a empezar. Pero te sientes en familia,
con un equipo de más de 40 personas
que cuidan de ti y que te arropan.
¿Qué ha sido lomás difícil de esteDakar?
Correr en un Dakar es difícil, porque
has de soportar temperaturas extremas
de 50 o 60 grados en la cabina de un
camión, lluvias torrenciales durmiendo
al raso en una tienda de campaña y
otras condiciones extremas. Sin em-
bargo, para mí lo más duro del Dakar
comienza cuando te bajas del camión.
Desplazarte en silla por el desierto y
las tormentas de arena, dormir en una
canadiense, construirte una ducha con
una cortina, unas tablas de madera y
Entrevista Albert Llovera
“El verdadero Dakar
comienza cuando te
bajas del camión”
Contagia vitalidad, alegría y optimismo en cuanto cruzas dos frases con él. Es divertido, valiente y luchador. “Nunca me
detengo ante nada, pero no soy ningún héroe. De hecho, no soy ningún ejemplo a seguir. Pero sí que tengo muy clara
una cosa y es que en la vida no hay que perder ni un segundo en lamentar las cosas que no puedes cambiar. La actitud es
fundamental y siempre se puede tirar adelante”. Albert tiene 49 años, es piloto de rallys, empresario, deportista de élite,
conferenciante y padre. En 1985, con 17 años, sufrió un accidente en la Copa de Europa de Esquí en Sarajevo que le ocasionó
una lesión medular y desde entonces vive en su silla de ruedas. Jamás ha perdido la ilusión, ni las ganas de luchar.“La verdad
es que yo ya estaba un poco loco antes del accidente”.
Sobre Ruedas /
21
1...,11,12,13,14,15,16,17,18,19,20 22,23,24,25,26,27,28,29,30,31,...44
Powered by FlippingBook