SR84_2013 - page 20

20
/ Institut Guttmann
protagonismo y responsabilidad de la
persona en su proceso de recuperación,
y se centra en capacitar y facilitar la
ocupación significativa.
Para la valoración cuantitativa de la
intervención, se han utilizado diferentes
test y cuestionarios estandarizados
para valorar las fases pre y post.
Dificultades que
encuentran las personas
con DCA y sus familias
en el día a día
A lo largo de la intervención, se han
constatado las dificultades más co-
munes que presentan las personas
en su cotidianidad después de haber
presentado un DCA.
Mantener y centrar la atención o
recordar información cotidiana. En
muchos casos hay apatía y falta de
iniciativa para planificar, iniciar y
llevar a cabo las actividades diarias, e
ir resolviendo pequeñas dificultades o
contratiempos en la realización, ya sean
aspectos más básicos de autocuidado,
como actividades más complejas de
manejo del hogar, gestión del tiempo,
de sus propias finanzas, etc.
En ocasiones hay poca conciencia de
los déficits y dificultad para la intros-
pección, aspectos básicos a la hora de
ejecutar cualquier actividad humana,
sobrevalorando o infravalorando sus
propias capacidades o posibilidades
y, por tanto, con expectativas poco
ajustadas a la realidad.
Las personas cuidadoras son un
elemento esencial en todo el proceso
rehabilitador después de un daño
cerebral. A menudo, es la familia
quien asume el rol de cuidador, no
atendiendo en muchos casos sus
propias ocupaciones, y soportando
altos niveles de angustia y males-
tar emocional. En este sentido, la
situación se agrava cuando existen
alteraciones conductuales.
Después de haber padecido un daño
cerebral, en las primeras etapas
del tratamiento, el entorno cerca-
no de la persona suele establecer
unas dinámicas para ofrecer cui-
dado, que poco a poco se deberían
ir convirtiendo en la transferencia
hacia un mayor autocuidado de la
persona. Sin embargo, este proceso
relacional para garantizar una ma-
yor independencia en la persona no
ocurre con frecuencia y, a menudo,
las dinámicas de ofrecer cuida-
do van convirtiéndose, de forma
no demasiado consciente, en una
situación de hiperprotección que
invade la capacidad de autogestión
y autocuidado de la persona. Asi-
mismo, la persona afectada tiende a
acomodarse en este rol más pasivo,
alimentando más dicha situación. De
esta forma, nos encontramos ante
una realidad de excesiva compleji-
dad, que requiere de forma delicada
un acompañamiento adaptado a
las necesidades particulares, al
contexto y a la situación singular
en cada caso.
Se han observado in situ estas diná-
micas en el funcionamiento de los
cuidados que precisa la persona, así
como todos aquellos aspectos facilita-
dores/no facilitadores de autonomía.
Nos planteamos reflexionar sobre el
significado de autonomía ocupacional y
creemos importante entrar en matices
sobre cómo es dicha autonomía. En
este sentido, es curioso observar cómo,
en muchos casos, la persona disponía
Investigación
1...,10,11,12,13,14,15,16,17,18,19 21,22,23,24,25,26,27,28,29,30,...40
Powered by FlippingBook